Magret de pollo con salsa de naranja y miel...



Tiempo de elaboración: 18 minutos
Coste por persona: 1,98€ aprox.
Valor energético aproximado: 372 Kcal. por ración


Ingredientes para dos personas:

- 1 pechuga de pollo de corral con su piel (de unos 300 gr.)
- 2 puñados de hojas de escarola
- 2 naranjas de zumo
- 3 cucharadas de miel de flores
- 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra
- Vinagre de manzana
- Sal fina
- Sal en escamas
- Pimienta negra recién molida


Hoy os traemos una forma muy ligera de preparar el pollo, sin nada de aceite ni mantequilla, con la que ademas conseguiréis que os quede muy jugoso. Para añadirle unas pocas calorias al asunto, lo hemos acompañado de una salsa de naranja y miel que resulta deliciosa...





Precalentad el horno a 200º y colocad un papel encerado sobre la bandeja.

 Poned una sartén a fuego alto, y en cuanto esté caliente, sin añadir nada de aceite, poned en ella la pechuga de pollo por el lado de la piel. Dejadla así durante aproximadamente un minuto y medio, con cuidado, ya que queremos que la piel se dore, pero que no se queme. En cuanto esté, dadle la vuelta con cuidado y dejadla un minuto mas.

Pasado ese minuto, retirad la sartén del fuego, poned la pechuga en la bandeja con la piel hacia arriba, introducidla en el horno a media altura y dejad que se ase durante 10-12 minutos.

Vereis que el pollo ha soltado parte de su grasa en el fondo de la sartén, y esa grasa vamos a usarla como base para nuestra salsa. Exprimid las dos naranjas. Volved a poner la sartén a fuego medio alto, añadid las cucharadas de miel de flores, y en cuanto empiece a burbujear añadid el zumo de naranja y removed bien para que se integre. Reducid a fuego medio durante 5 minutos, probadlo y añadid sal y pimienta al gusto.

Ahora, si queréis una salsa mas espesa podéis dejar que siga reduciendo a fuego medio mientras el pollo termina de asarse. Si no, podéis reducir la potencia del fuego o directamente apagarlo para tener una salsa de textura mas liquida.

Picad las hojas de escarola ligeramente y echadlas en un bol. Aliñadlas con una cucharada de aceite de oliva virgen extra, un poquito de vinagre de manzana, sal y pimienta y removedlas bien.

Cuando la pechuga esta lista sacadla del horno, ponedla en la tabla de corte y trinchadla en rodajas del tamaño que prefiráis, nosotros sacamos unas 10 lonchas.

Para emplatar, poned sobre el plato una cama de escarola aliñada, colocad sobre ella las lonchas de la pechuga con su piel, agregad unas escamas de sal y salsead por encima... ¡Ya veréis que rico!




No hay comentarios:

Publicar un comentario