Guisantes con espinacas muy muy cremosos...



Tiempo: 17 minutos
Coste por persona: 1,80 euros aprox.


Ingredientes para dos personas:

- Una cebolla                   - Un manojo de espinacas frescas     - 300 gramos de guisantes congelados
- Mantequilla                   - Sal y pimienta negra                       - 100 ml. de caldo de pollo
- 50 gr. queso curado       - Un chile rojo (opcional)

Poned una sarten a fuego medio con una nuez de mantequilla y agregad la cebolla picada. Dejad que se vaya pochando y mientras trocead las espinacas no demasiado finas.


Cuando la cebolla empieze a ponerse transparente añadid los guisantes congelados y las espinacas troceadas, sofreidlo todo un poco, salpimentadlo y despues verted el caldo de pollo, subid el fuego y dejadlo cocer 7 u 8 minutos. Mientras, rayad el queso y reservadlo en un plato.

Cuando este listo retirad la sarten del fuego y echad el queso encima. Removedlo bien con una cuchara de madera para que el queso se desaga y haga que el plato quede bien cremoso. Emplatadlo, y si quereis darle un toque picante, picad un chile o una guindilla roja, dejadlo caer por encima del plato, ¡y listo para ir a la mesa!

Si no teneis caldo de pollo, podeis suplirlo con agua y una pastilla de concentrado, y si quereis que este plato sea vegetariano, cambiad el caldo de pollo por uno de verduras...
Yo he usado un queso curado de vaca, que aporta mucho sabor, pero podeis probar con otro tipo de quesos. Este es un buen plato para deshacerse de ese trozo de queso que se nos a quedado duro...

No hay comentarios:

Publicar un comentario